¿Cómo hacer una política de medio ambiente?

Política medioambiental básica

IntroducciónLa creación y acumulación de cuerpos de conocimiento sólidos, junto con su difusión, utilización e integración en el apoyo a la toma de decisiones, son fundamentales para mejorar el uso de la evidencia en la toma de decisiones [1]. Las revisiones sistemáticas (RS), gracias a su énfasis en la objetividad, el rigor, la replicabilidad y la transparencia, ofrecen numerosas ventajas en el proceso de elaboración de políticas y serán especialmente importantes cuando los resultados puedan influir en decisiones de gran impacto que afecten a quienes tienen un interés directo o indirecto, denominados en lo sucesivo partes interesadas [2], o en ámbitos que puedan ser controvertidos y polémicos [3]. Dado que la gestión medioambiental se caracteriza por su complejidad, con múltiples partes interesadas y soluciones ideales inciertas [2], las RS tienen un papel clave en la elaboración de políticas medioambientales [4] y en todo el ciclo de elaboración de políticas (Fig. 1).Fig. 1(adaptado de [32, 33])El uso de los métodos de RS en el ciclo de elaboración de políticas, los recuadros blancos identifican las posibles aportaciones de las revisionesImagen a tamaño completo

ReferenciasDescargar referenciasContribuciones de los autoresEste artículo se basa en un borrador escrito por AMC. DC y NR ayudaron a editar y revisar el borrador. Todos los autores leyeron y aprobaron el manuscrito final.

La política medioambiental de Estados Unidos

Al acercarse el 30º aniversario del Día de la Tierra y de la creación de la Agencia de Protección del Medio Ambiente, ha llegado el momento de hacer balance de lo que han conseguido nuestras políticas medioambientales y de las limitaciones que deben superar ahora. Junto con las victorias demostrables de un aire y un agua más limpios, la primera generación de políticas medioambientales también ha engendrado burocracias desgarradas, costes elevados, polarización política y un ambiente de litigios. Los enfoques basados en el mercado, la creación de consensos, las regulaciones de fuentes no puntuales y las medidas basadas en el rendimiento son estrategias prometedoras para la segunda generación de políticas medioambientales, pero ninguna es por sí misma una panacea. Además, junto con los retos organizativos y tecnológicos, debemos abordar cuestiones fundamentales sobre quién debe determinar nuestros objetivos medioambientales.

Lee más  ¿Qué es un IKEA Locker?

Al acercarse el trigésimo aniversario del primer Día de la Tierra y de la creación de la Agencia de Protección del Medio Ambiente (EPA) en el año 2000, se plantea una pregunta difícil: ¿Cómo será la próxima generación de política medioambiental? La primera generación de política medioambiental logró avances sustanciales. La contaminación atmosférica, por ejemplo, se redujo considerablemente a pesar de que la población del país, los kilómetros recorridos por los automóviles y la producción industrial aumentaron. Pero, ¿cuál será la próxima generación de protección del medio ambiente? No hay apoyo para declarar la victoria y desregular el medio ambiente. Al mismo tiempo, sin embargo, los costes -económicos y políticos- de la actual política medioambiental han aumentado hasta el punto de que la continuación de este régimen es insostenible. ¿Cómo podemos mantener el compromiso de la primera generación con un medio ambiente limpio, desarrollar nuevas estrategias para atacar los problemas que la primera generación dejó sin respuesta y resolver los duros dilemas económicos y políticos que la primera ola de regulaciones medioambientales dejó a su paso?

Ejemplo de política medioambiental

La política europea de medio ambiente se basa en los principios de precaución, prevención y rectificación de la contaminación en su origen, así como en el principio de «quien contamina paga». Los programas plurianuales de acción medioambiental establecen el marco de actuación futura en todos los ámbitos de la política medioambiental. Se integran en estrategias horizontales y se tienen en cuenta en las negociaciones internacionales sobre medio ambiente. La política de medio ambiente ha pasado recientemente a ocupar un lugar central en la elaboración de las políticas de la UE, con el lanzamiento por parte de la Comisión Europea del Pacto Verde Europeo como principal motor de su estrategia de crecimiento económico.

Lee más  ¿Qué es la clase política según Gaetano Mosca?

Artículos 11 y 191 a 193 del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea (TFUE). La UE es competente para actuar en todos los ámbitos de la política medioambiental, como la contaminación atmosférica y del agua, la gestión de residuos y el cambio climático. Su margen de actuación está limitado por el principio de subsidiariedad y la exigencia de unanimidad en el Consejo en los ámbitos de la fiscalidad, la ordenación del territorio, la utilización del suelo, la gestión cuantitativa de los recursos hídricos, la elección de las fuentes de energía y la estructura del abastecimiento energético.

Modelo de política medioambiental

Una política medioambiental es un documento interno que establece la posición y los valores medioambientales de una organización. Describe las prácticas perjudiciales para el medio ambiente que deben evitarse y fomenta formas de trabajo respetuosas con el medio ambiente.

Describa su compromiso con la gestión del impacto medioambiental de su empresa utilizando este modelo de política medioambiental. Una buena política medioambiental puede ayudarle a gestionar sus recursos, ahorrar costes y promover prácticas más respetuosas con el medio ambiente. Nuestra política medioambiental incluye declaraciones sobre la reducción del impacto medioambiental de su personal, actividades y operaciones. Puede controlar sus prácticas medioambientales y su eficacia revisando periódicamente su política medioambiental.

Una buena política medioambiental demuestra que su empresa se compromete a trabajar de forma responsable y a proteger el medio ambiente. Garantiza que usted se mantiene dentro de la ley y controla su impacto medioambiental, y mantiene a los empleados informados sobre sus funciones y responsabilidades medioambientales.